Cambios quimicos en la vida cotidiana

Contenidos
  1. Ejemplos de ecuaciones de reacciones químicas
    1. Reacciones químicas geniales
    2. Lista de reacciones químicas
    3. Cambios físicos

Ejemplos de ecuaciones de reacciones químicas

Aprende más temas relacionados con QuímicaEscritura de fórmulas químicasPodemos denotar los elementos presentes en un compuesto en forma de símbolos, junto con sus proporciones, con la ayuda de fórmulas químicas.Qué es la catálisisUn catalizador es una sustancia que aumenta la velocidad de una reacción química cuando se introduce. Un catalizador es un material que no se consume en un proceso químico, sino que reduce la energía de activación de la reacción. Aprenda cómo el catalizador reduce la energía de activación y cómo representarlo en un diagrama de energía potencial para acelerar la velocidad de reacción.¿QUÉ ES LA ATMÓSFERA?A través de este artículo, los lectores obtendrán una visión profunda de los conceptos de qué es la atmósfera, las diferentes capas de la atmósfera y las diversas reacciones que tienen lugar en las diferentes capas de la atmósfera.¿QUÉ ES UN ELÉCTRODO?Un electrodo es una buena fuente de conducción de electricidad, ya que es un conductor sólido, en otras palabras, podemos utilizar Ánodo y Cátodo.Ver todo

Reacciones químicas geniales

Créditos de la imagen Los cambios químicos pueden traer a la mente fuegos artificiales o explosiones. Sin embargo, algunos ejemplos de cambios químicos son sutiles. Explora ejemplos de cambios químicos en la cocina, la naturaleza y tu casa. Comprende la diferencia entre cambios físicos y químicos. No todas las reacciones son químicas. Sin embargo, si una reacción produce una nueva sustancia, estamos ante un cambio químico. Por ejemplo, los fuegos artificiales que cubren el cielo el 4 de julio son el resultado de un cambio químico. La fotosíntesis en las plantas también es un ejemplo de reacción química. En este caso, la luz solar se transforma en alimento para la planta. Por lo general, las reacciones químicas tienen unos cuantos relatos:

Cuando mezclas la harina y el azúcar para hacer un pastel, puede que no pienses que se trata de una reacción química, pero lo es. Hornear un pastel es un ejemplo clásico en el que se crea una nueva sustancia a partir de la mezcla de harina, azúcar, vainilla, cacao y calor. He aquí otros ejemplos de cocina. La fermentación del pan es emocionante, ¿verdad? Pues no tanto. Sin embargo, no todos los cambios químicos son emocionantes. Aunque no es emocionante, la levadura que hace subir el pan es un cambio químico. ¿Por qué? Bueno, la levadura descompone los almidones de la masa de pan en azúcares, y esos azúcares se metabolizan en dióxido de carbono y etanol. El dióxido de carbono hace que el pan suba.

Lista de reacciones químicas

La química ocurre en el mundo que te rodea, no sólo en un laboratorio. La materia interactúa para formar nuevos productos mediante un proceso denominado reacción química o cambio químico. Cada vez que cocinas o limpias, es química en acción. Tu cuerpo vive y crece gracias a las reacciones químicas. Hay reacciones cuando tomas medicamentos, enciendes una cerilla y respiras.  Estos ejemplos de reacciones químicas de la vida cotidiana son una pequeña muestra de los cientos de miles de reacciones que experimentas a lo largo del día.

Las plantas aplican una reacción química llamada fotosíntesis para convertir el dióxido de carbono y el agua en alimento (glucosa) y oxígeno. Es una de las reacciones químicas cotidianas más comunes y también una de las más importantes porque así es como las plantas producen alimentos para sí mismas y para los animales y convierten el dióxido de carbono en oxígeno. La ecuación de la reacción es

La respiración celular aeróbica es el proceso opuesto a la fotosíntesis en el que las moléculas de energía se combinan con el oxígeno que respiramos para liberar la energía que necesitan nuestras células más dióxido de carbono y agua. La energía utilizada por las células es energía química en forma de ATP, o trifosfato de adenosina.

Cambios físicos

Este es un laboratorio de investigación abierta que puede realizarse en aproximadamente 15-20 minutos con unos pocos materiales domésticos. Ilustra de forma dramática, aunque sencilla, la condición del cambio de color y la formación de gas (burbujas) como resultado de un cambio químico.

Esta actividad sería adecuada para unos pocos alumnos y hasta 30-35. La única limitación sería el espacio de la mesa y el número de alumnos. La única limitación sería el espacio en la mesa y las probetas graduadas. Todo lo demás se puede conseguir en una tienda de comestibles. El laboratorio es indagatorio y puede utilizarse para introducir los conceptos del cambio químico. También puede utilizarse para demostrar los cambios químicos de color y burbujas. Se trata de un laboratorio que requiere aproximadamente de 15 a 20 minutos de clase. También se necesitarán entre 15 y 20 minutos para registrar las observaciones y responder a las preguntas, así como tiempo adicional para el montaje y la limpieza. El tiempo necesario para ello dependerá del número de niños que realicen el laboratorio. Puede hacerse individualmente o en grupos de dos. Si es necesario, se puede hacer con grupos más grandes, pero es mucho más divertido con uno o dos alumnos. El único material especial que se necesitará son probetas graduadas. Es útil que los alumnos hayan estudiado los cambios físicos, pero no es necesario. Este laboratorio puede utilizarse como juego anticipatorio, o como ejemplo(s) de cambios químicos en materiales. Los niños pueden hacer el laboratorio y luego aprender por qué se produjeron los cambios, o pueden utilizarlo para demostrar conceptos aprendidos. Esta actividad puede utilizarse en casi cualquier entorno. Asignatura: Química:Química generalTipo de recurso: Actividades:Actividad de laboratorioNivel de enseñanza: Medio (6-8)Descripción y material didáctico

Subir

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo.